Inicio Vida El misterioso efecto McCollough y cómo altera nuestro cerebro

El misterioso efecto McCollough y cómo altera nuestro cerebro

0
57
Spread the love

 

En otras ocasiones hemos hablado de las ilusiones ópticas y de como sus efectos visuales no dejan de sorprendernos. En el siguiente caso el asunto va más allá pues se trata de un fenómeno que persiste luego de varias horas, incluso días. Es el llamado: efecto McCollough, al que sin exagerar se le ha tildado de “afectar el cerebro”, veamos por qué.

Este efecto fue descubierto por la psicóloga estadounidense Celeste McCollogh en 1965 (por tal motivo lleva su apellido). Ella se dio cuenta del efecto que producía observar por algunos minutos unas rejillas, una vertical verde y otra horizontal roja, y luego mirar otras rejillas pero esta vez en blanco y negro: las líneas horizontales lucían verdosas y las verticales rosadas, y, además, el efecto persistía durante varios minutos.

Un estudio realizado en 1975, realizado por Jones y Holding en 1975, descubrió más peculiaridades de este efecto, sobre todo en la duración del mismo, ya que se encontró que al exponerse durante periodos más largos a las rejillas de colores el efecto McCollogh era más persistente y que puede llegar a durar por meses. El tiempo al que se expusieron los participantes de los experimentos de este estudio fue de 3 a 15 minutos; siendo estos últimos los que informaron que el efecto visual prevaleció hasta tres meses después.

Una cosa muy peculiar de este efecto visual es que sólo funciona con rejillas rojas y verdes, al parecer estos colores afectan directamente la percepción. Lo cierto es que la explicación del efecto McCollogh no se ha resuelto del todo, la versión más aceptada es que neuronas del córtex visual se adaptan ante el estímulo e intentan revertirlo. Otra explicación sugiere que el efecto es un síntoma causado por la ausencia de color al observar las rejillas monocromáticas.

El “antídoto” del efecto McCollogh

Patrick Brinksma / Unsplash

Algo que nos dejan en claro las ilusiones ópticas es que nuestros ojos “nos engañan” y también que la percepción varía de una persona a otra, es decir, que no hay una única “realidad” para todos. Ahora bien, ¿el efecto McCollogh persiste y quiere eliminarlo de su vida? Existe una solución, una tan misteriosa como el mecanismo original que provoca que vea líneas rosas y verdes en todas partes, se trata del efecto anti-McCollough.

Este “antídoto” es en realidad otra alteración al cerebro pues consiste en observar otras rejillas rojas y verdes pero con tonos mucho más pálidos. Así que podemos decir que no se eliminan los efectos sino que los hace un poco más sutiles. Un engaño más al cerebro ¿por qué no?

Si quieres “alterar tu realidad”, jugar o literalmente alterar tu cerebro puedes seguir las instrucciones en este sitio para experimentar con el efecto McCollough, ahí encontrarás los pasos para realizar un experimento científico en forma y las herramientas necesarias para ello. Si crees que ya alteraste demasiado tu cerebro y lo que requieres es reducir sus efectos acá hay un video con el “antídoto”.

Por último podemos decir que no nos dejan de sorprender las ilusiones ópticas y, en este caso, los efectos que producen en nosotros los estímulos externos, los cuales literalmente moldean y alteran nuestro cerebro. El misterio del efecto McCollogh es cautivador pues es muestra de que estamos lejos de conocer al 100% tanto lo que llamamos realidad como el funcionamiento de un órgano que nos sigue sorprendiendo: el cerebro.

Vía Hipertextual

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here