Guaidó: cese de Maduro, o ¡nada!; asegura que no hay diálogo posible

0
50
Spread the love

El cese de Nicolás Maduro o nada, es la sentencia de Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional Venezolana.

En entrevista para Grupo Imagen, aseguró que dar opciones a Maduro es apoyar a violadores de derechos humanos e hizo un llamado a los demócratas del mundo para que denuncien lo que ocurre en su país: corrupción, violación de derechos humanos y ausencia de democracia.

Una de las súplicas de los venezolanos es tener agua potable en su casa, señaló.

Como seguramente han visto imágenes de gente agarrando agua de ríos contaminados”.

Desde Caracas, alertó sobre la ilegalidad de las tropas cubanas y rusas en suelo venezolano.

Por cierto no autorizadas (las tropas) por el Parlamento Nacional Venezolano (…) Entonces de nuevo lo que pone en la carrera de armas y de presencia de tropas extranjeras en Venezuela es de nuevo Maduro”.

El líder opositor venezolano teme por la de todos los venezolanos y la suya, pues consideró que hay riesgo cada vez que protestan ya que Maduro manda paramilitares.

Caracas es la capital más cara del mundo, reconoció Guaidó, porque en ella no se consiguen alimentos, no se consiguen los básicos, hay que importarlos.

Guaidó aseguró que si estuviera frente a frente con Maduro, le diría que destruyó a Venezuela, que es el momento de cesar la usurpación y “que vamos a ir a una era de progreso y que sin duda, ya su tiempo pasó”.

Ante la proyección de una inflación de 10 millones por ciento para 2019 y 2020, enfatizó que el primer trimestre de 2020 “con nuevo gobierno (…) Tendremos recuperación de casi 25% del PIB, contendríamos la inflación, regresarían los servicios básicos.

Mientras haya mano de Maduro no habrá diálogo

El cese de Maduro o nada. Es la postura de Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional venezolana. Juan Guaidó sentencia que dar opciones a Nicolás Maduro es apoyar a violadores de Derechos Humanos.

En entrevista con Imagen Noticias rechazó el diálogo propuesto por México y Uruguay.

Cualquier elemento que busque distender una presión natural de los ciudadanos, porque están desesperados por agua potable en su casa, como seguramente han visto imágenes de gente agarrando agua de ríos contaminados… entonces no hay diálogo posible con Nicolás Maduro mientras siga usurpando funciones”.

Aseguró que en el pasado ha tenido contacto con funcionarios mexicanos, pero aclaró que su negativa a una mesa de negociación responde también a las actitudes que Maduro ha tenido desde el pasado.

En 2017 también inició un proceso de diálogo en el que también participó México, en ese momento Maduro se burló de México, se burló cuando la petición era la misma, por cierto, una elección realmente libre. Entonces no podemos permitirlo ni México ni los venezolanos ni nadie en el mundo democrático”.

Desde Caracas, Venezuela, Guaidó pide a los demócratas del mundo que denuncien lo que ocurre en su país: la corrupción, la violación de derechos humanos, la falta de democracia.

Manifestó que no hay fracturas ni en la oposición ni en el pueblo venezolano que quieren un cambio de gobierno.

Sí, bueno lo vimos el sábado. Se va a repetir el día de hoy en casi mil puntos a nivel nacional, contrastando además a un régimen solo, aislado, arrinconado en dos cuadras de Miraflores (…) Entonces no hay duda que los venezolanos van a seguir exigiendo sus derechos, van a seguir protestando”, expresó en referencia a la movilización convocada.

No solamente juntos, unidos, movilizados y creciendo. Hoy 91% de la población venezolana, según un estudio de opinión, quiere cambio, y eso obvio en un país donde la luz eléctrica, el agua, no es un servicio recurrente, no es un servicio cotidiano, sino al revés.

No sólo hay un rechazo generalizado al régimen, sino también un respaldo al cambio, respaldo a un país posible, un respaldo a recuperar un país de oportunidades como fue Venezuela. Van a continuar las protestas y van a crecer, porque la verdad no tiene respuesta al ciudadano más que, de nuevo, armar civiles para atacar a venezolanos mayoritariamente exigiendo derechos.

Esta lucha no tiene fecha de vencimiento, tendrá fecha de vencimiento cuando logremos la democracia, la libertad. El gran reto que tenemos como venezolanos es mantenernos movilizados y unidos ante un régimen que se desmorona”, agregó.

Juan Guaidó subrayó las consecuencias económicas provocadas por el gobierno de Nicolás Maduro.

A nivel de inflación, hacía la referencia dos millones 300 mil por ciento contratación del PIB, flujo migratorio más de 15 por ciento de la población, más de cuatro millones de venezolanos en los últimos 4 años. Supera el flujo migratorio de Siria incluso, y hago referencia porque en estos días Jorge Arreaza, quien funge como vocero internacional de (Nicolás) Maduro se reunió con Bashar al Assad y compararon a Siria con Venezuela (…) Con seis dólares al mes no puedes vivir, sobrevives, una inflación de dos millones 300 mil por ciento. Lamento decir que Caracas es una de las capitales más caras del mundo porque no se consiguen alimentos, no se consiguen los básicos, hay que importarlos”.

—En México había hasta 2018 poco más de 23 mil venezolanos que se han autoexiliado, ¿tendrías algún mensaje para ellos, ingeniero?

—Sí, eso es apenas en cuatro meses, una cifra bastante elevada. Nuestro mensaje a los venezolano y también a los mexicanos es que sigan respaldando la causa democrática venezolana. Una Venezuela fuerte también va a ser una región fuerte, de integración, de respeto a los derechos y que va seguro a establecer la democracia como un sistema sin precedentes”.

—¿Qué respondes, ingeniero, a quienes afirman que detrás de lo que está ocurriendo con tu movimiento estaría el interés de EU para ir por el petróleo de Venezuela?

—Bueno, eso es una clásica crítica a este tipo de procesos, pero también que tienen muchísimo desconocimiento. Nosotros tenemos más de cuatro años que ganamos la mayoría absoluta del Parlamento. EU ha sido el cliente número uno de Venezuela en materia petrolera durante 40 a 50 años, ese desconocimiento de lo que ya sucede en región comercial en el país, así que esto no tiene nada que ver con este tipo de posturas.

—¿Qué nos puedes decir de la presencia, así sea en la cercanía o en las fronteras, tanto de tropas estadunidenses como de tropas rusas, incluso cubanas, ingeniero?

—Bueno, lo que hay en este momento en suelo venezolano es presencia de tropas rusas y cubanas, por cierto, no autorizadas por el Parlamento Nacional Venezolano, que es el único que puede autorizar misiones extranjeras en Venezuela, según nuestra Constitución, ya que hay una injerencia directa de parte de Cuba y, en segundo lugar, de Rusia, que argumenta que es una misión técnica para mantenimiento de armas que le ha comprado Venezuela a Rusia en los últimos años. Entonces, de nuevo lo que pone en la carrera de armas y de presencia de tropas extranjeras en Venezuela es de nuevo Maduro.

—¿Teme por su seguridad, Juan Guaidó?

—Sí, bueno, por la seguridad de todos los venezolanos, con el riesgo que tienen hoy de cuando protestan mandan a  paramilitares, el hacer política en Venezuela es un riesgo cotidiano, hay más de mil presos políticos y asesinados políticos, como el caso de Fernando Albán y el mismo Nelson Martínez, quien era, por cierto, ministro destinado en su momento por Chávez, fue dejado morir en una cárcel por no tener atención médica oportunamente.

—¿Cómo se sostiene el movimiento de Juan Guaidó? ¿Quién lo está financiando?

—Es una pregunta importante, porque hace cuatro años el régimen ni siquiera le pagaba a los diputados, ni si quiera le paga a los que ejercemos funciones públicas. Hoy, el salario mínimo mensual es de seis dólares para poder subsistir, pero como decimos: hay que resolver. Es decir, tener empleos paralelos, poder solventar, emprender, cosa que yo hice hace mucho tiempo afortunadamente con mi familia. Pero no solamente se queda ahí, también, por supuesto, hay mucha gente y fundaciones queriendo aportar a una causa que es justa en Venezuela. La buena noticia es que esto ha sido de fondos propios y no se ha tocado un dólar de fondos públicos venezolanos, cosa que sí ha hecho el régimen cuando destruyó la industria petrolera.

—¿Qué podrías hacer tú, ingeniero, con un país que tiene pronosticada una inflación de 10 millones por ciento para este año y 2020?

—Bueno, lo primero es que Venezuela y el mundo celebrarían sería una conquista democrática, lo segundo es que nos haría recuperar confianza, y como está esa proyección de 10 millones por ciento también está una proyección de Balclis, que el primer trimestre de 2020, con nuevo gobierno (…) Tendremos recuperación, escúchese bien, de casi 25% del PIB, contendríamos la inflación, regresarían los servicios básicos a Venezuela. El elemento fundamental de cualquier país o cualquier economía paradójicamente son las intangibles, es la confianza, no la tienen hoy ni la van a tener, el nuevo gobierno ya la tiene.

—¿Qué le diría a Nicolás Maduro si lo tuvieras frente a frente?

—Bueno, que destruyó Venezuela y que es el momento del cese de la usurpación y que vamos a ir por una era de progreso y que, sin duda, ya su tiempo pasó.

Vía Exclesior

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here